Parador de Ciudad Rodrigo - Vista Panorámica

Visitar Ciudad Rodrigo – La bella salmantina

En el artículo de hoy me siento un poco abrumado porque tengo la responsabilidad de abriros la puerta de nuestra casa. Y digo nuestra, porque esta vez cuento con la colaboración de un magnífico fotógrafo que ha querido que disfrutéis de las instantáneas que ha realizado de este hermoso lugar. Los que me conocéis ya sabéis que hablaré de Ciudad Rodrigo. Esa joya protectora de la España de la época en la que un francés de frágil aspecto dominaba Europa a su antojo.


Así que antes de empezar, quiero dar las gracias a Roberto García por cederme parte de su trabajo. Sin duda seguiré aprovechándome de su increíble visión del mundo en futuros artículos.

Qué ver en Ciudad Rodrigo

El río Águeda a su paso por Ciudad Rodrigo

Nuestro hogar se encuentra situado a orillas del río Águeda, ese afluente del Duero que recorre parte de la provincia salmantina y que nutre hermosos parajes que sin duda querrás conocer. Es una casa pequeña pero acogedora. Antigua, pero a la que el tiempo ha tratado bien. De buenos cimientos que han soportado cañonazos del pasado. Metralla que ha dejado su imprenta en varios edificios de nuestra ciudad y que podrás descubrir cuando recorras sus murallas y pases por la catedral. Y, sobre todo, nuestra casa está plagada de buenas gentes que no dudarán en tratar al forastero como si fuera un vecino más.

Castillo de Enrique II de Trastamara

Castillo de Enrique II de Trastamara - Ciudad RodrigoLa foto de Roberto dice mucho más que todas las palabras que yo pueda escribir sobre este edificio. Un rincón de nuestra casa convertido ahora en el Parador de Ciudad Rodrigo, que antaño se construyó para defender la entrada del puente. Nuestro fiel amigo que observa desde su posición privilegiada los campos que nos circundan. Esos campos bañados por nuestro río que sirvieron para tomar posición a las tropas napoleónicas y que ahora nos pertenecen. Sin él quizás el presente de nuestra provincia, de nuestro país y de nuestro continente, no fuera el mismo.

El interior del castillo se puede visitar de manera gratuita (excepto las zonas restringidas)

Muralla de Ciudad Rodrigo

Puerta del Conde - Muralla Ciudad RodrigoNos sentimos seguros en casa. Parece que han pasado muchos años y que hemos dejado de depender de ellas para nuestra defensa, pero siguen ahí. Siguen aportando algo para lo que en su día no fueron construidas. Y justamente estamos orgullosos de ellas por esa misma razón. Porque esta ciudad ha sabido cambiar su estilo de vida, engalanándose con ropajes antiguos pero bien cuidados, siempre para el disfrute del visitante. No entiendo otra manera mejor de vestirse, que arropándose con el calor que produce la muralla de Ciudad Rodrigo. La que nos protegió y la que ahora nos da esplendor.

Catedral de Santa María

Nuestra bella señorita. La que vemos desde la lejanía cuando regresamos de nuestros viajes por el mundo. La que provoca que un escalofrío recorra nuestra columna sabiendo que regresamos a casa. Aquella que esconde en su interior una joya con forma de coro que Rodrigo Alemán se encargó de que ahora pudiéramos disfrutar. La que posee un claustro maravilloso que sin duda tienes que entrar a ver.

Claustro de la catedral de Santa María en Ciudad Rodrigo

La Catedral de Ciudad Rodrigo ha sido testigo de momentos únicos para nuestra historia. Aunque tal vez, el momento de más auge en fechas recientes, tuvo lugar en 2006 cuando tuvo el privilegio de albergar las Edades del Hombre.

Ayuntamiento y Plaza Mayor

Baile charro en la plaza mayor de Ciudad Rodrigo

El testigo mudo de nuestro pasado, de nuestro presente y de nuestro futuro. Aquel que ha visto nuestra alegría cada febrero, nuestra solemnidad cada abril, nuestra cultura cada agosto y nuestra ilusión cada diciembre. El Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo, coronado con esa campana que recuerda quienes somos, y que retumba en nuestros oídos cuando sentimos la añoranza de la ciudad que nos vio crecer.

Carnaval del Toro

Carnaval del Toro - Ciudad Rodrigo

Carnaval diferente el que vivimos en nuestra casa. Fiesta grande para mis compañeros de hogar. Fiesta de calle, de toros, de sentimiento. En el que podréis descubrir cómo son realmente nuestras gentes: compartiendo su calor, su vino, su caldo; pero sobre todo vibrando. Carnaval del Toro, uno de los más antiguos de España. El mismo que allá en 1493 llegara a oídos de los Reyes Católicos, recriminando el gasto excesivo que nuestros ancestros asignaban a los espectáculos taurinos.

Celebración del Carnaval del Toro de Ciudad Rodrigo

Un Carnaval que debéis vivir para saber de lo que hablo.

Recreación Asedio de 1812

Nuestra casa no siempre fue nuestra. De ello se encargó Napoleón entre 1810 y 1812. Ahora, recuperamos esa parte de la historia para contarle al mundo lo que aquí sucedió. Y lo hacemos bajo el prisma desde el que Wellington lo observó. El comandante en jefe de la fueras británicas en Portugal llegó a nuestro hogar y venció. Desde ese momento todo fue más fácil.

Esta es nuestra forma de agradecer al Duque y a todos los que lucharon bajo su mando nuestra liberación. Porque también nuestras gentes son agradecidas.

Si os gusta la historia y queréis ver esta recreación, acercaros a Ciudad Rodrigo durante el mes de junio.

Feria de Teatro de Castilla y León

Feria de Teatro Castilla y León Ciudad RodrigoLas calles se visten de teatro cuando agosto está cansado y nos quiere abandonar. Pero, qué escenario podría ser mejor que nuestra casa para que el arte pueda fluir. Sinceramente no se me ocurre ninguno. A mis vecinos tampoco, ya que abarrotan cualquier rincón donde encuentran esa magia que provoca la interpretación. Los forasteros más de lo mismo, porque ellos saben que este lugar se convierte en la meca de ese arte durante esas fechas estivales.

Feria de Teatro Ciudad RodrigoA ti, si no sabes de lo que hablo, supongo que te pasaría algo parecido, y querrías acudir año tras año a disfrutar de este ambiente teatral. Así que, por qué no preparas tu maleta y vienes a disfrutar con nosotros de esta mágica experiencia.

Conclusión

En este artículo, Roberto y el que os escribe, hemos querido abrir las puertas de nuestra casa para que la podáis conocer un poquito más. Si además de descubrir sus numerosos encantos, queréis conocernos también a nosotros, no dudéis en contactar y os recibiremos con los brazos abiertos.

Por otro lado, si queréis una visita guiada por nuestra ciudad no dudéis en contactar con Estefanía en su página web.

6 Comments

  1. Magnífico post de Ciudad Rodrigo! Sin duda es un lugar único y no te equivocas al decir, que desde el primer momento su gente te adopta como uno más! Ya queda menos para esos Carnavales!!!

  2. Enhorabuena,un precioso articulo, y con explendidas fotos ,vamos a divulgarlo, tienes razon en tu escrito..saludos.

    • Gracias Jose Antonio. Todo lo que sea escribir de Ciudad Rodrigo es un placer para cualquiera que lo ame. Supongo que tú también lo sabes cuando creas tu arte. ¡Saludos!

  3. Qué gran artículo David, con muchísimas ganas me has dejado de conocer Ciudad Rodrigo. Verás! pronto nos vemos por allí! Saludos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.